8. sep., 2018

“Un viaje de diez metros”, Richard C. Morais

Apenas quedan estrellas en el cielo, se las  están llevando los restaurantes… El mapa celeste es actualizado cada año, añadiendo unas, apagando unas pocas y rindiendo homenaje a constelaciones cuya luz perdurará en el tiempo, como esa de Joel Robuchon que llegó a las treinta y dos estrellas Michelin. Richard C. Morais empieza esta historia describiendo la pasión que un joven hindú, hijo y nieto de cocineros, siente por la cocina. Cuando la tragedia llama a la puerta, la familia deja Bombay y se instala en una pequeña aldea de los Alpes franceses. Su vida cambia definitivamente cuando su padre abre un alegre restaurante indiano a tan solo diez metros del elegante local de madame Mallory, una conocida chef detentora de una estrella Michelin y poco dispuesta a permitir semejante blasfemia. Sin quererlo, la gente del pueblo es testigo de una disputa culinaria que llevará al joven a descubrir la cocina francesa y convertirse en el primer inmigrante en Francia con tres estrellas.

Una historia emocionante repleta de aromas y que nos desvela, un poco, los entresijos de los codiciados premios. Dirigida por Lasse Hallström  fue adaptada al cine en el 2014 con las brillantes interpretaciones de Helen Mirren y Manish Daval.