Coliflor...

Un nombre tan bonito para un vegetal tan poco querido. Coliflor es un plato de régimen  o por lo menos eso parece. Cuando lo vemos fresco tan blanco hasta está bonita, pero a la hora de comer, el sabor… Solía comerla con pescado y patatas cocidas lo que no contribuya para mejorar esta imagen triste que tengo de ella. Pero un día mi madre o abuela decidieron hacerla gratinada con una bechamel y la cosa cambió bastante. Ya si le demos un toque de queso al gratinar…

Pero al fin y al cabo lo que estamos es escondiendo o dando un poco más de sabor a la coliflor. Siguiendo en esa línea  aún que ya la sirvo  a menudo solo con  un ligero hervor, se me ocurrió probar a gratinarla con anchoas. 

"Gratinado de coliflor con anchoas"

Grado de dificultad:

Muy fácil

Tiempo de preparación:

40 min

 

4 personas

 

Ingredientes:

1 kg de coliflor

1/2 l de leche

25 g de mantequilla

2 cucharas soperas de harina

60 g de anchoas en aceite, (escurridas)

Sal 

Pimienta

Pan de Maíz

Preparación:

Ponga a hervir una olla con agua mientras prepara la coliflor. Retire las hojas verdes, córtela y lave. Cuando el agua hierva coloque la coliflor durante  no más de 15  minutos. Retire y escurra. Caliente el horno a 180 º mientras prepara la bechamel.

A Fuego lento derrita la mantequilla y pique las anchoas. Agregue y mueva hasta que se deshagan. Junte la harina y siga moviendo. Deje que se cueza un poco y añada la leche. Siga removiendo para que se integre todo sazone con sal y pimienta. Una vez empiece a espesar retire del fuego. Disponga la coliflor en una fuente y cubra con la bechamel. Deshaga un poco de pan de maíz y cubra la fuente con las migas. Lleve al horno el tiempo suficiente para que se dore un poco.

Mientras prepare una ensalada de lechuga.

Retire del horno y sirva caliente.

Piscicultura o vida salvaje...

Vi hace años un documentario sobre la piscicultura. La verdad es que aquello me produjo cierto mal estar. Reproducir peces en poco tiempo y sin apenas espacio... También es verdad que en la actualidad casi todos los productos que consumimos se producen intentando minimizar costes y tiempo. Con todo esto algo se tiene que perder a nivel de sabor. 

Un buen ejemplo es el salmón. El que solemos comprar tiene aquel color rosado tan bonito y nada más tocar la plancha empieza a soltar una buena cantidad de grasa. Este a su vez es de un color rosa pálido, menos grasiento e tampoco llena nuestras cocinas con aquel olor tan característico.

Uno de estos días en mi visita al súper me encontré con el salmón salvaje congelado y decidí probarlo. Y no cabe duda, no tiene nada que ver. Ya había pensado hacer el plato que se sigue, pero con salmón ahumado, pero arriesgué y lo substituí a última hora y tengo que decirles que el resultado fue excelente!

 

 

"Tagliatelle con Salmón Salvaje"

Grado de dificultad:

 Muy fácil

Tiempo de elaboración:

30 min.

2 a 4 Personas

 

Ingredientes:

250 gr de Centros de Salmón Salvaje 

6 Nidos de Tagliatelle

1 a 2 Ramitas de Brócoli

 1 a 1/2 Centímetros de Jengibre Fresco

2 Dientes de Ajo

1 e !/2 Cucharas Soperas de Miel, o bien Miel de Caña

4 a 5 Cucharas Soperas de Salsa de Soja

Zumo de Medio Limón

Aceite

Sal

Pimienta

Preparación:

 Pele y pique el jengibre y los ajos. Dore en una sartén con un poco de aceite. Cuidado de que no se quemen. Añada la salsa de soja y cuando empiece a hervir junte la miel. Espere a que hierva y agregue el zumo de limón. Deje unos minutos y retire.

En agua hirviendo cueza el brócoli que ha cortado en pedacitos pequeños. No lo hierva más de seis a siete minutos.

Mientras caliente dos litros de agua y cuando hierva añada el tagliatelle. Deje cocer cinco a seis minutos para que quede al dente. Retire y escurra.

Coloque el salmón que previamente ha sazonado con sal y pimienta, en una plancha con un poco de aceite. Deje que se haga cerca de três minutos de cada lado. Retire y deshaga en láminas.

Coloque el tagliatelle en un plato, decore con el brócoli y coloque el salmón. Riegue con un poco de salsa y listo.

 

Quien ha dicho que las verduras son aburridas?

Una comida en que el plato fuerte son verduras?

A muchos les parecerá  una dieta. Pero y si las verduras son asadas con alguna hierva aromática y un poco de aceite?

Buscando un plato distinto se me ocurrió una ensalada, pero también eché un vistazo a los platos vegetarianos. Entonces me decidí por asar distintas verduras en papillote ya que era la forma más fácil de controlar tiempos de cocción y ir retirándolos a medida que fueran estando hechos.

La salsa de vinagreta o bien de yogur queda bien, y ya que decir de las frutas.

Lo recomiendo!

"Rapsódia de Verduras con Vinagreta"

Grado de dificultad:
Muy Fácil
Tiempo de Elaboración:
60 min.

4 Personas

Ingredientes:

8 a 10 Zanahorias

2 Cebollas Frescas

2 Cebollas Moradas

1 Remolacha

2 Batatas

2 Nabos

2 a 4 Kiwis

2 Granadas

Aceite

Sal

Pimienta

Tomillo

 

Preparación:

Encienda el horno. Lave la remolacha y envuelva en papel de aluminio, riegue con un poco de aceite y espolvoree con sal. Cierre el papel de aluminio para que se cueza al vapor. Pele las zanahorias y córtelas por la mitad. Coloque en papel de aluminio riegue con un poco de aceite espolvoree con sal y cierre. Repita la operación con el resto de las verduras. Una vez peladas córtelas por la mitad y envuelva en papel de aluminio con un poco de aceite y sal.

Coloque todos los paquetitos en una bandeja y coloque en el horno. El tiempo de cocción varía según las verduras. Las primeras serán las cebollas, después las zanahorias, el nabo, la batata y por fin la remolacha.

A medida que vallan estando asadas retire del horno y deje el paquete cerrado para que se mantengan calientes. Cuando la remolacha esté cocida retírela y pélela. 

Mientras asa las  verduras ele los kiwis y córtelos en rodajas.

Sirva las verduras en una fuente, acompañadas de las frutas, espolvoree con un poco de tomillo, sal y pimienta riegue con un poco de bálsamo de Módena.

Sirva caliente.

 

Vinagreta:

Ingredientes:

1 Cuchara de postre de mostaza de Dijon 

Zumo de medio limón

2 cucharas de sopa de aceite

Sal

Pimienta

 

Preparación:

En una taza mezcle la mostaza con el zumo de limón y el aceite. Sazone con sal y pimienta a gusto.

Quiches...

Quien no ha comido nunca un trozo de quiche?  Pero cuantos saben que este plato es originario de Francia?

Pues si… la quiche Lorraine fue el origen de todo esto. Hasta hace algunos años todavía oíamos ese nombre, pero con el paso del tiempo y la cantidad de cambios pocos la reconoceríamos.

Y como la cosa va de variantes aquí les dejo algunas ideas.

"Quiche de Salmón y Esparragos" y "Quiche de Espinacas y Queso de Cabra"

Grado de Dificultad:

Muy Fácil

Tiempo de Elaboración:

50 min.

 

4 Personas

 

Ingredientes:

Paquetes de Masa Quebrada (420 gr.)

2 Bolsas de Espinacas (600 gr.)

100 gr. Queso de Cabra

125 gr. Queso Mozzarella

150 gr. Salmón Ahumado

110 gr. Espárragos Blancos

1/2 Cebolla Morada

4 Tomates Cherry

200 ml Nata para Cocinar

1 Huevo

Preparación:

Tienda la masa con un rulo. Forre los moldes con ella. Corte el excedente pasando con el rulo de la masa sobre los bordes.

Quiche de Espinacas:

Disponga las espinacas que previamente coció en agua y sal. Tienen que haber escurrido bien. Corte discos de queso de cabra de un centímetro aproximadamente e coloque sobre la tarta. Corte los tomates cherry por la mitad y disponga a su gusto. Bata el huevo y junte la nata. Sazone con sal y pimienta. Cubra la tarta con esa mezcla. E

Quiche de salmón:

Cubra el fondo de la tarta con el salmón. Corte discos de cebolla con aproximadamente cinco milímetros de grosor. Coloque a gusto sobre el salmón. Por fin decore con los espárragos. Trocee el queso Mozzarella y distribuya los trozos por la tarta. Sazone con un poco de sal y pimienta y lleve  al horno que previamente encendió. Deje que se hagan aproximadamente media hora o hasta que la tarta esté hecha.

Acompañe con una ensalada. 

Crudités

Cuando empezamos a prestar un poco más de atención al vocabulario gastronómico enseguida nos damos cuenta de que hay cantidad de palabras extranjeras. Pasa lo mismo en el plato que les presento. Por ejemplo para definir a unas verduras que se parten finas y se comen acompañadas de una salsa o vinagreta se las llama "Crudités" palabra del francés y que define un aperitivo de este tipo. Verduras crudas y con salsa? Puede que parezca raro, pero a fin de cuentas que son las ensaladas?

Endivias Caramelizadas y Hummus

Grado de Dificultad:

Muy Fácil

Tiempo de elaboración:

30 min.

 

4 Personas

Ingredientes:

1 Lata Grande de Garbanzos

Zumo de Medio Limón

4 Cucharas Soperas de Aceite

1 Cuchara de Té de Cominos

3 Dientes de Ajo

Sal

Pimienta

1 Lata de Atún

80 gr. de Pimiento Rojo Asado

2 Endivias

4 Cucharas de Té de Azúcar Moreno

4 Cucharas Soperas de Aceite

Sultanas

Preparación:

Empiece por preparar el Hummus. Escurra los garbanzos. Coloque en el procesador. Añada los ajos picados, la sal, la pimienta, el comino y el zumo de limón. Triture. Retire y divida en tres partes iguales. Reserve una de ellas.

Prepare en Hummus con pimiento, añada alrededor de 80 a 100 gramos de pimiento a una de las partes que reservó y triture. Reserve.

Después prepare el Hummus con atún. Coloque alrededor de 80 a 100 gramos de atún el procesador y mezcle con la parte restante de Hummus. Triture. Puede si lo desea añadir unas cuantas pasas y triturar también. O en alternativa servirlas separadas. Reserve. 

Antes de servir rectifique los condimentos de cada una de ellas.

Lave las endivias. Córtelas por la mitad. Caliente una cuchara sopera de aceite en una sartén y junte el azúcar moreno. Deje que se derrita. Coloque la endivia con la parte cortada hacia abajo. Deje que se caramelice durante dos a tres minutos. Retire. Repita la operación con las restantes mitades. Añada más aceite y azúcar para cada una de ellas.

Coloque en una fuente, separando ligeramente las hojas para que sea más fácil cogerlas a la hora de servirse. Sirva acompañado de tazas con los distintos Hummus y una taza con las sultanas.

 

Garbanzos y bacalao

Sin duda una de las tapas más comunes en Portugal son los platos frios de garbanzo y bacalao. Decidi juntarles otro reyes de las tapas, el jamón. Y aqui tenemos un entrante o hasta un plato principal que se prepara con ingredientes que habitualmente tenemos en la despensa. Ideal hasta para llevarlo en el tupper.

Garbanzos con bacalao y jamón

Grado de Dificultad:
Muy Fácil
Tiempo de elaboración:
30 min.

4 Personas

Ingredientes:

400 Gr. de Garbanzos Cocidos

1 Lomo de Bacalao

4 Lonchas de Jamón

3 Dientes de Ajo

Aceite

Sal

Hierbabuena o Cilantro

Preparación:

Cueza un buen lomo de bacalao que previamente ha desalado. Retire la piel y espinas y desmenúcelo. Abra un bote de garbanzos cocidos, escúrralos y pase por agua. Pele y pique los ajos. Caliente un poco de aceite y dore los ajos, dos o tres minutos. Cuidado de que no se quemen. Reserve. Pique un poco de hierbabuena o cilantro. En una fuente mescle los garbanzos y el bacalao. Riegue con el aceite y el ajo. Deshaga las lonchas de jamón en trocitos medianos. Pase por un poco de aceite caliente para que se frían ligeramente. Añada a los restantes ingredientes, disponga las hierbas por encima y sirva.

Gazpachos

Toda la vida oí hablar de gazpacho, o no viviera cerca de la frontera con España- En casa se preparaba el gazpacho como en España, algo que nunca llegué a probar porque creí que no me gustaba...

¡Años después en una cena en el Alentejo, Portugal, probé el gazpacho alentejano y sinceramente la pena que me dio no haber comido nunca el que mi madre hacía!

Con la cocina de diseño se prueban distintas mezclas y los gazpachos son un buen ejemplo de ello, así que vamos a probar el de sandia!

Gazpacho de sandia

Grado de Dificultad: 

Muy Fácil

Tiempo de Elaboración: 30 Min.

 

4 Personas

 

Ingredientes:

700 gr. Tomate Maduro

700 gr. Sandia

1 Pimiento Verde

1 Cebolla Media

2 Dientes de Ajo

1/2 Pepino

2 Cucharas Soperas de Aceite

2  Cucharas Soperas de Vinagre

Sal

Cebollino

Preparación:

Lave los tomates, el pepino e la cebolla quíteles la piel y corte en pedazos pequeños. Coloque en el vaso de la batidora.  Parta la sandia y el pimiento en pedazos pequeños y junte a los restantes ingredientes. Por fin añada el ajo, la sal, el aceite y el vinagre. Triture hasta obtener una crema.

Si fuese necesario pase por un chino. Sirva acompañado con huevo cocido, lonchas finas de jamón, pepino y pica tostes. Pique un poco de cebollino y coloque por encima del gazpacho. Los pica tostes quedan excelentes si fríe el pan en un poco de aceite con un diente de ajo.

La masa Filo

La masa Filo es muy fácil de trabajar, el único cuidado que requiere es que no la dejemos al aire ya que se seca con extrema facilidad. Lo que no utilice debe ser guardado en un recipiente hermético o bien protegida del aire lo antes posible.

Dulces o salados las posibilidades son infinitas.

 

Cestitas de masa Filo con queso de untar, nuez, salmón y esparragos verdes

Grado de Dificultad: 

Muy Fácil

Tiempo de Elaboración:

30 Min.

 

6 Personas

 

Ingredientes:

Masa Filo

200 gr. Queso de Untar Ligth

100 gr. Salmón Ahumado

50 gr. Nuez

12 Espárragos Verdes

Sal

Pimienta

Pimienta Cayena

Aceite

Preparación:

Sobre papel vegetal coloque una hoja de masa Filo. Con un pincel de cocina unte con aceite. Coloque otra hoja sobre esta y repita la operación. Así hasta cuatro o cinco veces. No necesita untar la última hoja.

Caliente el horno a 180º. Corte la masa en cuadrados, (seis a ocho), según el tamaño de los moldes que valla a usar. Unte los moldes con un poco de aceite. Coloque la masa con cuidado dejando las puntas para fuera. Lleve al horno alrededor de 15 a 20 minutos o hasta que se dore. De vez en cuando vea como va la cocción.

Prepare el relleno.

En una taza mezcle 200 gramos de queso de untar con un poco de sal, pimienta y pimienta de cayena, si le gusta más picante. Añada las nueces picadas de forma grosera.

Pique el salmón en trocitos. Reserve unas tiras de salmón sin cortar para envolver los espárragos. Junte al salmón al preparado de queso y reserve.

Corte las yemas de los espárragos. Ponga a calentar un recipiente con agua y sal y cuando hierva coloque las puntas de los espárragos. Deje hervir aproximadamente cinco a diez minutos.

Envuelva el extremo de los espárragos en el salmón. Rellene las cestitas con la crema, decore con uno o dos espárragos. Espolvoree con sal y pimienta.

El aguacate

Jamás olvidaré la primera vez que sentí aquella  consistencia y sabor grasiento...

Claro está que no volví a probarlo aún cuando una amiga me comentaba que ella en Angola lo comía con azúcar, canela y Oporto.

Pero si el Guacamole está tan bueno y nos encontramos aguacates en todos los supermercados porque no darle una segunda oportunidad?

 

Aguacate con Gambas, Piña y Salsa de Yogur

Grado de Dificultad:

Muy Fácil

Tiempo de Elaboración:

20 min.

Ingredientes:

2 Aguacates

Piña

200 Gr. Gambas Cocidas

2 Yogures Naturales

1 Limón

Sal

Pimienta

Preparación:

Lave el aguacate córtelo y quite el hueso. Con una cuchara retire la pulpa intentando dejar las cascaras intactas. Corte en trocitos y coloque en la picadora, sazone con sal, pimienta y zumo de limón y triture. Corte en trocitos cuatro a cinco rodajas de piña. Pele las gambas. Coloque en un bol con el aguacate y mezcle. Reserve en la nevera. Para la salsa, mezcle dos yogures naturales con un poco de sal y el zumo de limón. Pruebe antes de añadir más de uno u otro ingrediente.

Rellene las cascaras y riegue con un poco de salsa de yogur.

Sirva la restante salsa en una taza.

 

Si le gusta un toque dulce, pruebe a acompañar con un poco de huevos hilados.

Es imprescindible que los productos sean de buena calidad. Si va a utilizar piña en almíbar use una que sepa que está buena de sabor.

Si no le gusta la piña o no dispone de ella puede substituir por manzana verde.

Pescaditos de Huerta

A mi padre nunca le gustaron los vegetales. Pero cuando su madre le hacia pescaditos de huerta se los comía hasta el día en que descubrió que aquello eran judías verdes...

la historia de este plato se pierde en el tiempo. Lo que si es seguro es que la tempura japonesa tuvo su origen aquí.

Como plato principal me parece complicado por lo que tarda en hacerse, pero como un entrante o tapa con una bebida fría está muy bien.

Pescaditos de Huerta con Salsa Roquefort

Ingredientes:

1kg de Judías Verdes

Sal

Pimienta

2 Huevos

100g de Harina

Cerveza 

Preparación:

Lave las judías verdes, escurra y corte las puntas. Si fuera necesario retire el hilo. 

Agrupe las judías por tamaños, o bien recorte las para que queden del mismo tamaño. Córtelas por la mitad, sentido longitudinal para que queden más finas.

Cuézalas durante cinco a diez minutos. El tiempo de cocción depende del grado de dureza que quiera una vez fritas

Escúrralas bien y reserve.

Prepare la tempura. En una taza mezcle los huevos con la harina, sal y pimienta y agregue cerveza removiendo bien hasta que tenga una consistencia que le permita cubrir las judías cuando las pase por la tempura. 

Caliente el aceite y empiece a freír solo cuando esté bien caliente. Sumerja las judías en la tempura de una en una y fría. Retire con un escurridor y deje en un plato con papel absorbente para que suelten el exceso de grasa.

 

Este proceso tarda un poco ya que no es aconsejable que fría muchos a la vez porque pueden acabar quemados.

Según sea la consistencia de la tempura pueden quedar mas o menos cubiertos.

La cerveza o el agua que utilice para hacer la tempura debe estar helada.

Una vez que la salsa de Roquefort tiene un sabor intenso tenga cuidado con la sal y la pimienta.

 

Salsa de Roquefort

Ingredientes:

100g de Queso Roquefort

Aceite

200ml de Nata para Cocinar

Preparación:

En una sartén coloque una cucharada de aceite y caliente. Trocee el Roquefort y deje que se derrita en la sartén, removiendo siempre. Una vez derretido agregue la nata y siga removiendo hasta que se fundan todos los ingredientes.

Si la salsa le parece muy fuerte agregue un poco de leche.